Pasar al contenido principal
Aunque todavía lo harán en los próximos días y semanas

Torcaces y zorzales: ¡ya no pasan!

O han terminado de pasar las torcaces y los zorzales, o lo han hecho por otro lugar. Bueno. Eso es lo que dicen quienes, hartos de pasar fríos y calamidades en el puesto de pasa, quieren dejarlo ya. Y les doy la razón.
Reportaje_PasaVII_G Una paloma torcaz en un árbol.

Sobre todo cuando añaden que la pasa ya no es lo que era y que el año que viene lo van a dejar a no ser que bajen los precios de los puestos de pasa a la mitad, unos, y a la cuarta parte, otros, y además van a exigir que se los entreguen en unas condiciones que garanticen visibilidad, seguridad y el debido camuflaje, todo ello de acuerdo con la pasa tradicional. Pues en muchos puestos hace lustros que no han cortado las ramas de los alrededores y ésos, ni son puestos de pasa ni son nada de nada. Y ni mentar quiero el estado del andamiaje, pues la mínima revisión los clausuraría de inmediato. También hay puestos de tierra y las quejas son sobre poco.

Los cazadores sociales, que cazan en líneas tradicionales de Vizcaya, Guipúzcoa y en los Montes de Vitoria, se quejan de que ha sido una pasa sumamente anómala y para lo que resta de la pasa, nadie hace previsiones vistos los resultados habidos hasta la fecha. Pero pasarán tanto torcaces como zorzales.

Valoremos la pasa

La pasa de los zorzales se ha mantenido de forma casi diaria con dos o tres repuntes no muy grandes durante la temporada. Exactamente lo mismo ha ocurrido con las torcaces. Del resto cabe destacar la gran cantidad de grullas, estorninos pintos, cormoranes, alondras y fringílidos que han entrado hasta por encima de Vitoria. Por eso la pasa es algo más que la caza, pero para verla en todo su esplendor no hace falta hacer el ridículo con la escopeta en ristre y la cuenta corriente mermada por los abusos de unos usureros sin entrañas.

Para los silvestristas éste año ha sido, y sigue siéndolo, fenomenal, pues no hay pradera, rastrojo no labrado, perdido o prado donde no esté ubicado o varado un bando de fringílidos, destacando los pinzones y los jilgueros sobre todos los demás.

Para valorar la pasa, no basta la literatura y las opiniones no sustentadas con cifras. No. Ni hacen falta grandes estudios científicos. Qué va. Hace falta, eso sí, ser cazador con experiencia y estar en el ambiente para recoger el común denominador de lo que dice la gente ajena al ‘cambalache’. Pero claro, lo antes expuesto hay que cimentarlo con datos fidedignos avalados por entes con la credibilidad suficiente como para orientarnos cara a un futuro de la pasa que no ha terminado todavía este año. Por todo ello, en archivos adjuntos de este mismo post les invito a estudiar detenidamente la pasa de la torcaz hasta la fecha oficial de cierre de los datos del GIFS francés en lo que se refiere a la pasa por el Pirineo occidental, cuyos datos de pasa son los que hemos contabilizado a sabiendas de que ahora pasan por todo el Pirineo e incluso por el Mar Mediterráneo para irse a Baleares, o tuercen y se van a la dehesa ibérica o al norte de África. Sí, he escrito al norte de África. Miren ustedes, las torcaces son muy vivas y si conjugan y memorizan un montón de factores que ya les expuse en su momento, ¿cómo no van a memorizar la caña que se les da desde el momento que cumbrean los Pirineos? Lo que debemos de agradecer y de extrañarnos es de que sigan pasando por los citados Pirineos occidentales en cantidades que, con sus altibajos, no han variado en los últimos quince años a pesar de pasar por otros lugares que hace quince años no pasaban. En Federcaza de diciembre me explayo ampliamente al respecto.

Mirando las gráficas lo entenderán de maravilla y si quieren un desglose diario de los últimos quince años, que yo no incluyo por ser demasiado extenso, les hipervínculo a Palombe, pero no se líen con los bandos, las vueltas y toda esa  parafernalia. Háganse una composición de lugar de las de paso y no vayan más allá.

Los zorzales son los grandes desconocidos, pues ni en el Atlas de las Aves en Invierno en España dan cuenta y razón de los señores de la Seo/BirdLife. Es una especie en aumento. Ya lo sabemos, ¿pero dónde, cómo, cuánto y por qué aumentan tanto? A mí me parece que no es de recibo ir a la página 423 del citado Atlas y leer que en Cataluña aumentan un 11%. ¿Y en el resto de España, qué? Este tipo de organizaciones suelen ser reacias a decir claramente lo que aumentan las especies venatorias, pero si disminuyeran, tengan por seguro que por ser venatorias se iba a enterar todo el mundo“del gran daño que hace la escopeta a la biodiversidad”. De todas las maneras, tengo que decirles que merece la pena leer todas las publicaciones de la Seo/BirdLife o utilizarlas como consulta a sabiendas de que tienen algún sesgo, pero aun así, son las mejores de España. Y además casi todas ellas se pueden consultar de forma gratuita entrando a la página web del  Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA), a la cual les termino de hipervincular y también la explicito para su mayor comodidad: http://www.magrama.gob.es/es.

Cuantificar el paso de zorzales es tarea sumamente ardua habida cuenta de que pasan por la noche y por donde les da la real gana, por eso no me he basado en nada que no haya comprobado yo primero. Ojo, que no desprecio las estadísticas habidas al respecto, pero no las comparto.

¿Se ha terminado la pasa?

Que conste que no me creo las perchas que hacen los vendedores de puestos y sus edecanes,  ni las que los citados dicen que les han dicho que están embolsadas en Las Landas, ¡mentira! Eso de las embolsadas en Las Landas es una verdad a medias, pues los franceses las tienen aquerenciadas y los bandos vistos de cerca son muy aparatosos. No se conviertan en los voceros de los vendedores de puestos, sus edecanes y otros adjudicatarios que tratan de ordeñar al buey ahora que ya han dejado seca a la vaca.

Un servidor de ustedes, que soy yo, les confieso que en diciembre, cazando en la zona de Saldaña (Palencia), he visto pasar bandos tremendos. Bandos de ésos que van en pelota y que no son los de las muchas que se quedan en la zona. También las he visto en Montoria (Álava) en vísperas de Navidad mientras cazaba becadas. Excepciones ambas, de acuerdo, pero la pasa de este año nos dice que pasarán más zorzales y torcaces. No muchas más, no nos engañemos. Pero ahora vienen más bajas por no haber cazadores en los puestos. Quien siga yendo todos los días, hará un buen acopio de torcaces y zorzales vaya donde vaya. Pero ojo, no se crean al listillo del villorrio que vende puestos para todos menos para él y sus cuates que cazan por el morro. Oirán que el día tal, por no sé dónde antes de anochecer, se nublaba el cielo. ¿Se nublaba el cielo, mamón? Eso es como consecuencia de los cubatas que te bebes por el morro con el dinero de los puestos.

La pasa oficial ya terminó el pasado 11 de noviembre en Palombe. Y a partir del 15 de noviembre en la caza social, pocos puestos se sortearán. Pero una cosa es la oficialidad y otra la realidad. Sigan yendo a no ser que puedan ir a la becada, que ya ha entrado bastante bien para las fechas en las que estamos.

Para saber más

Es cierto que en esta web se ha escrito y seguido la migración con toda la seriedad y asepsia que nos ha sido posible, pero no es menos cierto que también otros lo han hecho de manera encomiable. Y además, han hecho un despliegue de medios audiovisuales en los que un servidor de ustedes no se ha quedado atrás. Me he permitido adjuntarles unos ejemplos con testimonios que seguidamente les cito a la vez que les muestro su dirección web, pero a sabiendas de las diferentes versiones de Internet y demás sacadineros, les he escrito el título exacto para que si no acceden directamente al vídeo, lo peguen en el buscador de Google y se dejen de líos informáticos, que bastantes tenemos sin estos ladrones multinacionales. Los vídeos son muy buenos y si me lo permiten, el mío también. Y lo es por haberlo montado Mikel Barrios, que es director de la revista ‘Desveda’.

1. Pasa de Paloma torcaz: http://ricotorcaz.blogspot.com.es/2014/11/pasa-de-paloma-torcaz_17.html
2. Pasa de palomas torcaces en pasos migratorios: https://www.youtube.com/watch?v=gmKkzi9I5LQ
3. Torcaces: Una migración como las demás: http://torcaces.com/noticias-de-caza/torcaces-una-migracin-como-las-demas

4. La pasa de la paloma torcaz (Miguel Ángel Romero): http://www.desveda.info/la-pasa-de-la-paloma-torcaz-miguel-%20ngel-romero_es_18_16_79.html

Agradecimientos

Les estoy muy agradecido a todos los lectores en general y a quienes han colaborado en los posts que yo he escrito en particular. Pues debo decirles que hasta desde los Montes Obarenes de Pancorbo (Burgos) y sus alrededores teníamos información diaria. Unos la han vertido en los posts durante todos y cada uno de los días y otros mediante llamadas telefónicas. A quienes han escrito en los posts,  no tengo nada más que decirles que he aprendido mucho de ellos. Hombre, uno de ellos, ‘Txoka’, es un colaborador radiofónico muy valorado. Así cualquiera.

Sería un malnacido si no citara a Diego, que es el guarda de los Montes de Vitoria. Pero le valoro más por lo bien que de él me han hablado mis compañeros, que por proporcionarme su valiosísima información como un cazador de pro que es. También agradezco que las quejas de mis amigos y conocidos de toda una vida se las confíen a mi humilde persona para reivindicar sus quejas que las hago mías. Ah, y sepan todos ustedes que siempre estaré a su servicio.

No me despido de las torcaces

He escrito un artículo en Federcaza con lo mucho que me habéis enseñado y con mi experiencia de cuarenta años cazando torcaces con cimbeles, primero, y luego,  a la pasa o al salto. Espero seguir escribiéndoos el próximo año, pues a partir de ahora iré dos semanas y media a Saldaña (Palencia) tras las becadas con dos setter que tengo y que cazan de maravilla. Luego seguiré yendo a la becada en el norte palentino y al jabalí aquí hasta el final de la temporada, para terminar con el reclamo de perdiz. Estoy terminando de escribir esto hoy y a lo mejor aguanto hasta el fin de semana. Pasarán y están pasando con un goteo que depende mucho del viento.

(Texto y fotos: Miguel Ángel Romero Ruiz)