Pasar al contenido principal
ENCUENTROS FATALES CON FAUNA SALVAJE

Un oso grizzly ataca a tres cazadores el mismo día y acaban en el hospital

"Estaba en su cara antes de que incluso tuvieran la oportunidad de coger un arma”, es el desgarrador testimonio de uno de los cazadores atacado por un ejemplar de oso esta semana.
La zona de caza donde se produjeron los ataques ha sido cerrada como medida de precaución. La zona de caza donde se produjeron los ataques ha sido cerrada como medida de precaución.

Los guardabosques de fauna silvestre de Montana, están tratando de determinar si los tres ataques ocurridos el lunes de esta semana, son obra del mismo oso grizzly. Todo apunta a que el mismo plantígrado es el responsable de atacar a tres personas diferentes, en dos incidentes separados. El primer ataque ocurrió al sur de Cottonwood Creek, en el Bosque Nacional Beaverhead-Deerlodge en Dillon, alrededor de las 7:30 de la mañana. El animal atacó a dos cazadores adultos y según los informes del Departamento de Pesca, Fauna Silvestre y Parques de Montana, ambos hombres resultaron heridos pero pudieron alejar al oso gracias al spray de pimienta que portaban, consiguiendo finalmente llegar a un hospital cercano donde fueron atendidos. 

 

El segundo ataque del lunes ocurrió alrededor de las 6:30 de la tarde, en el mismo área, cuando dos cazadores se dirigían al norte hacia Cottonwood Creek. "Estaba en su cara antes de que incluso tuvieran la oportunidad de coger un arma”, era el testimonio del acompañante del cazador que resultó herido antes de que pudieran alejar al oso. Las lesiones de las víctimas han variado de moderadas a graves, según informaban desde el departamento de guardabosques. Si bien ambos ataques involucraron a un solo oso, no está claro si el mismo oso es responsable de los dos, “aunque todo apunta a que se trata del mismo ejemplar”, dijeron las autoridades. 

 

Cerrada la caza en el área

 

El departamento ha pedido a los cazadores que extremen las precauciones y que abandonen el área, para lo que han cerrado Cottonwood Road, el principal camino que llega al lugar donde ocurrieron los ataques. También recordaron a los que visitan la montaña para dar paseos, que deben ser cautelosos y conscientes de su entorno, sin olvidar llevar spray de pimienta a mano, viajar en grupos y mantenerse alejado de los cadáveres de animales para evitar encontrarse con un oso.