Pasar al contenido principal
Seguida por aficionados en todoterrenos a través de las dunas

VÍDEO: La impresionante carrera de un galgo tras una liebre en el desierto

En el mundo de la caza, pocas cosas hay tan puras como la lucha de poder a poder entre un galgo y una liebre en carrera. Es uno de los duelos cinegéticos más hermosos y ancestrales, una pugna donde la velocidad, la resistencia y la astucia son esenciales.

España, país por excelencia de galgos y galgueros, vive con angustia la actual situación de las liebres ibéricas, con casos de ejemplares afectados por la mixomatosis en al menos 12 provincias de 5 comunidades autónomas, lo que ha llevado a aconsejar el cese de la caza de esta especie en aquellos cotos donde se haya detectado la enfermedad.

Además, el presidente de la Federación Española de Galgos (FEG), Luis Ángel Vegas, tras reunirse el 24 de octubre con su homónimo de la Real Federación Española de Caza (RFEC), Ángel López, para plantear una estrategia nacional común con el objetivo de atajar la dramática situación que está sufriendo la liebre ibérica, ha indicado que solicitará a todos los galgueros que disminuyan la presión cinegética sobre esta especie, incluso cesando su caza en las áreas afectadas.

Para Vegas en particular y los aficionados a la caza con galgos en general, “lo primero que tenemos que hacer en estos momentos es velar por la gestión y la recuperación de nuestras liebres”.

Pues bien, mientras seguimos expectantes y ciertamente preocupados por la evolución de la mixomatosis en nuestras liebres ibéricas, que está condicionando mucho esta temporada galguera 2018-19, bajo estas líneas os ofrecemos el espectacular vídeo que María BeGe ha publicado en su página de Facebook.

Se trata de la impresionante carrera de un galgo tras una liebre del desierto, con aficionados árabes que siguen la misma por las dunas montados en todoterrenos, desde uno de los cuales se graba el documento, que finaliza con la liebre atrapada por el lebrel tras una sensacional persecución que nos deja unas imágenes tan bellas como impactantes, entre ellas, la del galgo portando la pieza aún viva y subiéndola a la pick-up.