Pasar al contenido principal
Y recibió numerosas críticas

Pedro Cavadas, el cirujano cazador, ya avisó en enero de la crisis del coronavirus

Cavadas advirtió que el coronavirus no iba a ser una broma y alertó sobre la posible situación actual. Unas declaraciones que le valieron críticas desde varios sectores. Ahora ha quedado demostrado que el cirujano cazador no iba desencaminado.
Pedro Cavadas coronavirus El doctor Pedro Cavadas, en sus declaraciones sobre el coronavirus.

Pocas personas podían prever hace meses la crisis actual que iba a provocar la expansión del coronavirus. Tras la instauración del Estado de Alarma y la cuarenta que se ha implantado en la práctica totalidad del país, la incertidumbre está prensente en todos los ámbitos.

Pero algunas voces, al menos, advirtieron de una posible situación de este tipo y no fueron tenidas demasiado en cuentas. Es el caso del doctor Pedro Cavadas, uno de los cirujanos más prestigiosos y conocidos del mundo.

El médico valenciano, en unas declaraciones realizadas a finales del pasado mes de enero en Espajo Público, alertó sobre los efectos del COVID-19 en la población. El cirujano, gran aficionado a la caza, explicó que el coronavirus “se contagia muy fácilmente, es muy agresivo”.

Ya hace varias semanas, cuando poca gente prestaba atención al asunto, Cavadas desconfiaba de lo ocurrido en China. “Cuando en China, que no es el país más transparente del mundo…aparentan transparencia desde el minuto uno, a mí me da que pensar, a mí me preocupa. Reconocen un número de muertos y de contagiados, que no hace falta ser muy listo para pensar que como 10 o 100 veces más”.

Pero el cazador aún daba más argumentos, señalando que “cuando se construye un hospital con 800 retroexcavadoras de 1000 toneladas, y se construye un megahospital en tres semanas, es que no va en broma. Y si esas imágenes se muestran, es que en vez de un hospital están haciendo ocho, tienen que tener un buen motivo. No digo que vaya a ser la hecatombe o que esta vaya a ser la gran epidemia, pero no parece que vaya a ser una bromita, un truco para vender mascarillas, no lo parece”.