Pasar al contenido principal
Por parte de la Asociación de Entidades de Caza de la Comunidad Valenciana

Desacuerdo con la futura Orden de Vedas

El 1 de abril tuvo lugar la reunión del Consejo Valenciano de la Caza para tratar, entre otros temas, el Borrador de la Orden de Vedas 2015-16 y el de la Orden por la que se regula la Junta Autonómica de Homologación de Trofeos.
ADECACOVA_OVCV_M ADECACOVA no comparte que sólo se permita cazar la becada en mano y al salto en la Comunidad Valenciana, y no con otras modalidades cinegéticas.
También se abordó el proyecto de Decreto del Consell por el que se regulan las licencias de caza y pesca continental de la Comunitat Valenciana.

La mayoría del tiempo empleado por el Consejo se dedicó a la Orden de Vedas, la cual se trató punto por punto. En cuanto al borrador de la Orden que regula Junta de Homologación de Trofeos, se indicó que tres entidades habían presentado alegaciones, entre ellas Asociación de Entidades de Caza de la Comunidad Valenciana (ADECACOVA), y con respecto al borrador de Proyecto de Decreto de licencias de caza y pesca continental, el Consejo informó que se estaban estudiando las alegaciones presentadas, entre ellas la enmienda a la totalidad realizada por ADECACOVA. En cuanto a la Orden de Vedas, ADECACOVA no comparte algunas de las cuestiones que se van a establecer después de dicha reunión, como, por ejemplo, la fecha de apertura de la media veda o que la becada sólo pueda cazarse en mano y al salto.

ADECACOVA pidió y defendió en el Consejo de Caza, sin el apoyo de ninguna otra entidad, que la apertura de la media veda fuera igual que la autorizada el año pasado en la Orden de Vedas, como se acordó por la asamblea de presidentes de las sociedades de cazadores: que se permitiera cazar como máximo doce días (j,s,d), dentro del periodo comprendido entre 9 de agosto al 13 de septiembre, y que el titular del coto decidiera, presentando un calendario, si adelanta o atrasa el inicio, o si caza tres, cinco, siete o doce días (según venga el año y la reproducción de los animales).

Tampoco se comparte, y así lo dijo en el seno del Consejo ADECACOVA, que sólo se permita cazar la becada en mano y al salto en la Comunidad Valenciana, y no con otras modalidades de caza. Se compartiría esta medida si en la Comunidad Valenciana se permitiera cazar los mismos días que se caza esta especie (becada) en aquellas autonomías donde sólo se permite cazar en mano y al salto. Ya que en la Comunidad Valenciana se caza del 12 octubre al 6 enero, 37 días al año, cuando, por ejemplo y, según las órdenes generales de vedas, en Guipúzcoa se caza del 12 de octubre hasta el 15 de febrero, todos los días de la semana, unos 127 días. En Navarra, del 12 octubre al 31 de enero todos los días, unos 112 día al año. En Vizcaya, del 12 octubre al 31 de enero, todos los días excepto el viernes (98 días). En Cantabria, del 12 de octubre al 8 febrero, los martes, jueves, sábados, domingos y festivos, unos 74 días. No parece justo, para los intereses de los cazadores valencianos, que se iguale la forma o modalidad de cazar a otras comunidades autónomas (caza de la becada en mano o al salto) pero no los días que se puede cazar.

Así mismo, se ha insistido y pedido que los periodos de inicio y cierre de la veda en general sean iguales en las tres provincias (Alicante, Castellón y Valencia), y para todos los planes técnicos de caza que se aprueben: del 12 de octubre al 6 de enero. Cuestión que ha llevado al planteamiento de que hay que modificar la norma de regulación de los planes técnicos de caza para unificar criterios.

Lo que sí se comparte y así lo ha manifestado ADECACOVA en el seno del Consejo, ya que el año pasado ya se pidió su modificación, es el cambio de  la Orden de aprovechamiento, gestión y control del conejo de monte, reduciendo las distancias para las sueltas, y la de la Orden  5/2012, por la que se establecen las normas para la señalización de los espacios cinegéticos, en donde será de aplicación a toda nueva señalización y trabajos de mantenimiento de las señalizaciones actuales. ADECACOVA ha indicado y pedido además, entre otras cuestiones, en el seno del Consejo: que las Administraciones, a través de sus funcionarios, realicen estudios de las especies cinegéticas para tener base científica y así poder autorizar adecuadamente la caza; que se reduzcan y simplifiquen las imposiciones a la caza y a los cazadores, como memorias anuales, planes técnicos, pruebas, etc.; también se ha solicitado que en las zonas de emergencia cinegética para el conejo se especifique la parcela afectada donde hay superpoblación de conejo y no que se indique todo el término municipal, cuestión que se ha informado que se tratará en la próxima reunión de la Comisión Técnica de seguimiento de daños provocados por la fauna salvaje.