Pasar al contenido principal
Comunidad Valenciana

El Constitucional continúa con la suspensión cautelar del parany

El Tribunal Constitucional emitió el pasado 19 de mayo un auto en el que rechaza las alegaciones de la Generalitat, que pedía el levantamiento de la suspensión que pesa sobre la Ley Valenciana de Caza hasta que hubiera una sentencia firme.
Parany, caza con parany, árbol de parany, cazar con parany, artes tradicionales de caza, cacería de parany “Nos sentimos discriminados porque pensamos que las alegaciones de la Generalitat eran claras y tenían peso para levantar la cautelar [...] Nos parece bien que el TC delibere sobre el parany, pero mientras tanto que nos dejen cazar" dice Pascual Batalla.

Ante la segura demora –el diario ‘El País’ hablaba ayer de hasta dos años de espera- que habrá en la resolución del recurso de inconstitucionalidad que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero presentó contra la reforma de la Ley valenciana de Caza, por la que se autorizaba la práctica regulada del parany, los abogados del Gobierno de la Comunidad Valenciana habían solicitado en sus alegaciones el levantamiento temporal de la suspensión que pesa sobre la normativa valenciana, al menos hasta que hubiera una sentencia forma del Constitucional.

En dicho recurso, que el Ejectivo de Francisco Camps presentó el pasado 15 de marzo, se reclamaba el levantamiento de la suspensión cautelar a la ley de caza de la Comunidad Valenciana por el daño que se pudiera ocasionar al interés particular de los paranyers.

Sin embargo, en su auto el Tribunal Constitucional defiende continuar con la suspensión porque “en atención a la doctrina expuesta relativa al carácter preferente de la salvaguarda del interés ecológico, ha de prevalecer el interés general y público en la preservación de la riqueza biológica, escasa y fácilmente extinguible, y la evitación de un daño irreversible, frente a los intereses particulares de terceros”.

En cuanto a los perjuicios que pudieran ocasionarse a los cazadores con parany, el Constitucional señala que “carecen de virtualidad necesaria y no puden prevalecer sobre los intereres generales”. “Dado el cáracter notorio, cierto y de presente en el alcance de los daños que podría sufrir la diversidad biológica de la Comunidad, no nos encontramos aquí ante alguno de los supuestos en los que, conforme a nuestra doctrina, los intereses medioambientales hayan de quedar subordinados a otros”.

“Un agravio comparativo”

Nada más conocerse el contenido del auto, Ecologistas en Acción se ha apresurado a felicitarse por la resolución del Constucional. “Está claro que la modificación de la ley de caza pretendía amparar un método de caza ilegal” ha señalado Carlos Arribas, portavoz en Alicante de esta asociación. “La ilegalidad del parany ya ha sido certificada por varios tribunales, entre ellos el Superior de la Comunidad Valenciana. Es notorio que este método de caza no es selectivo, sino todo lo contrario masivo e indiscriminado” dijo Arribas.

Desde Apaval su presidente, Pascual Batalla, ha declarado que este auto es un agravio “a los valencianos”, ya que el mismo Tribunal sí ha permitido el desarrollo del Estatut de Cataluña, desde que hace ya cuatro años se presentase el recurso de inconstitucionalidad a este estatuto de autonomía; mientras que la normativa sobre el parany fue suspendida nada más admitirse a trámite el recursos interpuesto por Moncloa.

“Nos sentimos discriminados porque pensamos que las alegaciones de la Generalitat eran claras y tenían peso para levantar la cautelar. Queríamos el mismo trato que con el Estatut de Catalunya, nos parece bien que el TC delibere sobre el parany, pero mientras tanto que nos permita cazar”, declaró Pascual Batalla al diario ‘Levante’.

El presidente de Apaval se pregunta también acerca de quién reparará “los daños morales” a los “paranyers” en caso de que el Constitucional valide finalmente la constitucionalidad de la caza con parany.

Asimismo, Batalla ha criticado que el TC ha realizado una “interpretación errónea” y ha emitido conclusiones que, en su opinión, no le corresponde. “Debía haber hablado de si el Consell invade competencias del Estado, de esto no ha dicho casi nada. El resto sobra”, ha resaltado.