Pasar al contenido principal
HA OCURRIDO EN ESPAÑA

VÍDEO: dos venados espectaculares parando el tráfico en una carretera

Graban unos espectaculares venados trotando por la carretera, haciendo parar a los coches hasta que deciden saltar el quitamiedos y abandonar la calzada.
Los dos venados por la carretera. Los dos venados por la carretera.

Se trata de un vídeo que se está haciendo viral, circulando como la pólvora por los teléfonos y redes sociales, que en apenas horas ha recorrido España de punta a punta. Es un vídeo grabado desde el interior de un vehículo, en el que se aprecia perfectamente como dos espectaculares venados circulaban por la carretera, trotando tranquilamente por medio del asfalto paralizando el tráfico y dejando “a cuadros” a todos los que por allí pasaban en ese momento. 

Lo más llamativo de todo, es que uno de los ejemplares es un ejemplar de una cornamenta sensacional, que llama la atención incluso a distancia. Sus grandes astas copan todas las miradas, mientras trota majestuoso por la carretera. Muchas puntas, cuernas simétricas con luchaderas, contra-luchaderas, candiles y unas tupidas palmas coronando las largas cuernas, el primer ejemplar es sencillamente un venado de ensueño. El otro ejemplar, de menor tamaño, sigue siendo un precioso trofeo aunque sus cuernas son más cortas y tiene menos puntas, por lo que podría tratarse de un ejemplar de menor edad. 

¿Venados de cercón?

Al principio del vídeo, se ve un hombre vestido con la ropa oficial de guarda rural de finca corriendo por la carretera tras los venados. Muchas personas han señalado en sus comentarios que parece tratarse de una fuga, más que de un cruce casual de fauna por la carretera. El primer indicio es el guarda corriendo desaforado por la carretera tras los animales, ya que parece indicar que se trata de un escape accidental de alguna de las cercas. 

 

Lo segundo es la malla cinegética que se ve en uno de los laterales de la carretera, por lo que parece indicar que se trata de una finca particular vallada para evitar que las reses invadan la calzada. Lo tercero es la extraña tranquilidad de los animales frente a la presencia de las personas, ya que no huyen despavoridos sino que una vez saltado el quitamiedos, se paran a contemplar a quienes les graban con extraña parsimonia. 

Finalmente corroborando la “teoría del cercón”, cuando los animales se pegan a la malla se escucha como un hombre les da voces diciendo “tira para allá”, intentando al parecer que los animales volvieran al lugar de donde habían salido. No ha trascendido más información al respecto por el momento, o de que finca podría tratarse, por lo que no podemos afirmar que así sea.