Pasar al contenido principal
Ocho furtivos detenidos con más de 20 ejemplares abatidos

Detenidos ocho furtivos con más de 20 ejemplares abatidos

En la operación, desarrollada en la comarca cacereña Villuercas-Ibores-Jara, la Guardia Civil ha intervenido rifles, visores, silenciados y más de 20 ejemplares abatidas entre venados, jabalíes y corzos.
Ocho furtivos detenidos con más de 20 ejemplares abatidos Imagen de algunos de los trofeos confiscados por el Seprona (foto: Guardia Civil).

La Guardia Civil ha detenido en Extremadura a ocho personas que pertenecían a una banda organizada de furtivos. El grupo, que ha cometido en total más de 16 delitos contra la fauna y la flora, actuaba en la comarca cacereña Villuercas-Ibores-Jara.

Además de con la detención de estos furtivos, el Seprona ha intervenido durante la denominada ‘Operación Pantou’ cinco rifles con visores y silenciadores, y 21 trofeos entre jabalíes, corzos y venados.

Desde 2016 tras los furtivos

El operativo arrancó en 2016, cuando se detectó un repunte de incursiones furtivas en varios cotos de la citada comarca extremeña. En un primer momento, las operaciones se centraron en estudiar el modus operandi de los delincuentes y averiguar su identidad.

Los furtivos se colaban en los cotos, en zonas muy próximas a las vías de comunicación. Principalmente, las acciones furtivas tenían lugar sobre ciervos, jabalíes y gamos. La Guardia Civil ha detallado además que, en muchos casos, los autores disparaban desde el interior de los vehículos, facilitándose la huida inmediata. En todos los casos, los furtivos abatían el animal y se llevaban el trofeo, dejando el cuerpo abandonado en mitad del monte.

Desde el inicio del operativo, los agentes del Seprona de Cáceres y Guadalupe han interrogado a varios vecinos de la zona, además de realizar numerosas inspecciones y complicadas labores de vigilancia. Para conseguir incriminar a los presuntos furtivos, han sido “determinantes” los informes periciales emitidos desde distintos Departamentos del Servicio de Criminalística de la Dirección General de la Guardia Civil.

16 delitos

Una vez confirmada la autoría, los agentes de la Guardia Civil actuaron el pasado 25 de mayo y detuvieron a los furtivos, que están acusados de varios delitos contra la flora y la fauna. En total se enfrentan a 16 cargos.

La Benemérita detalla demás que, desde la culminación de este operativo, no se tiene constancia de ningún caso de furtivismo en la comarca Villuercas-Ibores-Jara. Por ello, el Instituto Armado concluye que “se ha logrado desmantelar un grupo muy activo y organizado”.