Pasar al contenido principal
En el programa Cuatro al Día

La animalista de las gallinas violadas: "los cazadores son fascistas"

Estaban tardando. Las famosas de las gallinas violadas han cargado contra la actividad cinegética. Ha sido en la televisión, donde Fanny de ‘Almas Veganas’ ha afirmado que “los cazadores son fascistas”.
Veganas cazadores fascistas Fanny, de 'Almas Veganas' durante su intervención en Cuatro.

La polémica sigue envolviendo a las animalistas del santuario de Almas Veganas. Fanny, la activista que se ha erigido como la portavoz, ha estado en el programa Cuatro al Día para hablar acerca de la medida de introducir contenidos cinegéticos en las aulas andaluzas. 

En este espacio, ha tenido un careo con un cazador y ha sacado a relucir su postura más radical. Insultos, falta de argumentos e imposición ideológica, nada que no viniera haciendo previamente. 

Veganas cazadores fascistas

PINCHA EN LA IMAGEN PARA ACCEDER AL VÍDEO

El aficionado andaluz ha explicado que nuestro colectivo caza en su práctica mayoría para consumir la carne. También hay que sumar a esto la función social de la cinegética en cuestiones de control de plagas o de enfermedades. Pero además, el hombre ha puesto de manifiesto el dinero que el colectivo se gasta en conservación, en guardas, en vigilancia, en mantenimiento de hábitat, en siembras, en agua, etc… Y todo ello para que se beneficien única y exclusivamente los animales, ya sean o no cinegéticos.

Fanny recurriendo a la descalificación

Nada de esto le ha servido a Fanny, que haciendo gala de su habitual falta de respeto, ha afirmado que “estas personas (refiriéndose a los cazadores) son fascistas”. Ni un solo argumento, tan solo descalificación e imposición ideológica. Y es que ella misma hace muestra de este autoritarismo tratando de imponer su postura a quien piensa de forma distinta.

Tras el mensaje de la vegana, una tertuliana le ha parado los pies y le ha dicho la verdad a la cara. Después de que Fanny volviera a hablar de los cazadores como “fascistas”, la contrincante en el debate le ha dicho que esa afirmación “sería homologable a que te llamaran a ti loca”. Después le ha recordado que la regla básica de la democracia "es hacerle sitio a las ideas de los demás. Cuando impones tu idea en los demás, es fascismo, que es lo que estás haciendo tú".

La vegana ha continuado con su discurso incendiario, afirmando que abordar contenidos cinegéticos en la escuela "es una vergüenza, es normalizar el asesinato".