Pasar al contenido principal
Quien quiera enfrentarse a ella, "nos tendrá enfrente"

García-Page defiende la caza tras ser investido presidente de Castilla-La Mancha

Emiliano García-Page ha revalidado su mandato como presidente de la Junta de Castilla-La Mancha. En su discurso de investidura, ha ensalzado la importancia de la caza en la región.
García-Page caza Emiliano García-Page en una de las sesiones de su debate de investidura.

Page ha resultado investido presidente por mayoría absoluta de la cámara, con los 19 votos a favor de los diputados socialistas y 14 en contra de la oposición, 10 del PP y 4 de Ciudadanos. Por tanto, se da inicio a su segunda legislatura consecutiva como líder del Gobierno castellenomanchego. 

 

Cuatro años que se prevén tranquilos para García-Page a tenor del apoyo mayoritario de las Cortes y en los que la caza deberían tener un papel de relevancia. Durante su discurso de investidura, el socialista ha vuelto a dejar patente su claro apoyo a la actividad cinegética, ensalzando en papel de la misma.

 

García-Page ha avanzado que en los próximos cuatro años llevará a cabo la defensa de sectores y tradiciones importantes como la caza. A este respeto, ha sentenciado que quien quiera enfrentarse a ella, “nos tendrá enfrente”

 

Mundo rural

 

Según ha defendido Page, su Ejecutivo brindará una especial importancia al mundo rural. Ha reconocido que la agricultura puede jugar un papel fundamental, pues ha sido “responsable de parte del crecimiento de la región y un pilar necesario para que siga creciendo”.

 

Entre las reivindicaciones históricas del sector cinegético, está su implicación en el Política Agraria Común. García-Page también ha hecho referencia a este asunto, afirmando que “vamos a pelear para que no se reduzca ni un centímetro la PAC”.

 

El líder de la oposición, el popular Francisco Núñez, también ha tenido palabras para la actividad cinegética. Durante su discurso, donde ha reinado la moderación, el representante del PP ha asegurado que su formación estará “siempre al lado” de Page para defender la cultura popular, los festejos, la caza o la Semana Santa.

 

En defensa de la caza

 

La relación de García-Page con la caza, concretamente en forma de respaldo, viene de tiempo atrás. 

 

A raíz de las polémicas declaraciones de la ministra Teresa Ribera, donde afirmó que prohibiría la caza y los toros, el presidente de la Junta de Comunidades se enfrentó a ella afirmando que si el Gobierno de España tiene la tentación de tocar o atacar lo más mínimo a este sector, nos van a tener claramente enfrente".

 

 

Pero no se trata de la única voz discordante con la deriva animalista que sigue a veces el PSOE de Pedro Sánchez

 

Es habitual que el presidente de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, también saque la cara por la caza. Él, por ejemplo, también respondió a las palabras de Ribera. Nosotros hablamos con hechos. En unas semanas nueva ley de caza pactada con la federación. Hay más de 100 ganaderías de reses bravas en Extremadura. Por algo será. La mejor Escuela Taurina. La primera Feria del Toro", escribió Vara en Twitter.

 

Asimismo, el extremeño sacó la cara por la caza en las cortes regionales. Lo hizo hace unos días, incluso antes que García-Page, también en su debate investidura.

 

Fernández Vara anunció que llevará a cabo la puesta en marcha del Plan Estratégico para la Caza. También reiteró que en los próximos cuatro años de mandato, cumplirá todo lo acordado con el sector cinegético, haciendo lo propio con la pesca y el mundo rural. El socialista, además, aprovechó para resaltar la aportación de las actividades venatoria y piscícola al Producto Interior Bruto de Extremadura.