Pasar al contenido principal
LAS CAPTURAS SE HAN MULTIPLICADO POR CUATRO Y SIGUEN SIN SER SUFICIENTES

Reclaman más permisos de caza para jabalíes por el aumento de los daños en Castilla y León

Las poblaciones de jabalíes de Castilla y León se han cuadriplicado a pesar de haber aumentado la presión cinegética, por lo que la Federación ha reclamado más permisos a la administración por los daños agrícolas que provocan.
Las capturas se han multiplicado por cuatro la última década y siguen sin ser suficientes. Las capturas se han multiplicado por cuatro la última década y siguen sin ser suficientes.

La situación en Castilla y León -como en el resto del país-, con respecto a los jabalíes y los daños que provocan es ya insostenible. La presión cinegética sobre la especie ha aumentado durante los últimos años, pero no lo suficiente como para frenar la constante expansión y crecimiento de su número, que lleva acarreado un aumento directamente proporcional en los daños que provoca en agricultura. Por este motivo la Federación de Caza de Castilla y León, de acuerdo con las organizaciones agrarias de la comunidad, han reclamado a la Administración para que conceda permisos y poder aumentar la presión cinegética sobre la especie. 

 

Los jabalíes protagonizan un tercio del total de los accidentes de tráfico que se producen en la comunidad autónoma y provocan importantísimas pérdidas a los agricultores con sus destrozos. En la última década las capturas se han multiplicado por cuatro, tal y como informaba Santiago Iturmendi, el presidente de la Federación de Caza de Castilla y León. Iturmendi confirmaba que la presión sobre la especie durante los últimos años ha sido “muy elevada”, pero que la explosión demográfica de la especie ha sido aún mayor. 

 

Otras comunidades ya han empezado a actuar

 

La preocupación por la situación ha ido inevitablemente en aumento también, acentuándose con la amenaza que supone la peste porcina y su posible entrada en España, más ahora que se ha detectado el primer caso en Reino Unido. Desde el Ministerio de Agricultura se aprobó un plan de actuación y una estrategia de actuación para la gestión de las poblaciones de jabalíes a nivel nacional, pero a día de hoy la Consejería de Medio Ambiente ha asegurado que no existen avances en dicha estrategia para la Comunidad de Castilla y León

 

“Pretendemos que la Administración facilite la forma de cazar esta especie”, declaraba Iturmendi, quien solicitaba la reducción de los trámites administrativos para facilitar la gestión de las poblaciones de suidos, ya que “ante situaciones de una densidad de población extensiva deben adoptarse decisiones límite que se salgan del contexto normal. Medidas excepcionales a las que no deben poner impedimentos”. Iturmendi pone de ejemplo comunidades como Valencia, Murcia, Castilla La-Mancha o Andalucía, que han modificado sus Ordenes de Vedas para permitir el abate de jabalíes durante todo el año, como medida de control. Una medida “biosanitaria de control de daños a la agricultura y a las especies silvestres y medida preventiva de accidentes de tráfico”, tal y como definía Iturmendi.