Pasar al contenido principal
HABÍA MÁS DE 300 CARTUCHOS EN EL LUGAR

Denunciado por abatir 41 palomas ilegalmente en Castellón

El hombre fue interceptado tras darse a la fuga, cuando los agentes medioambientales interrumpieron una cacería ilegal de palomas en la que ya llevaban cobradas 41 y tirados más de 100 cartuchos.
Armas, cartuchos, munición, piezas abatidas y demás útiles decomisados por los agentes. Armas, cartuchos, munición, piezas abatidas y demás útiles decomisados por los agentes.

Los hechos ocurrieron en Borriana, Castellón, el pasado 11 de agosto. Los agentes medioambientales de la Consellería sorprendieron a un grupo de personas que se encontraba tirando palomas torcaces, en un día no hábil para la caza y una modalidad no permitida en el periodo, por lo que la Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica, ha abierto un expediente sancionador al hombre identificado como propietario del arma. 

 

Al verse sorprendidos por los agentes, el grupo que allí se encontraba abandonó el lugar y se dio a la fuga, dejando tras de sí todos los aperos, incluyendo el arma. Los agentes montaron un dispositivo de espera, conocedores de que el propietario volvería a por la escopeta. Así sucedió y pasadas dos horas y 45 minutos, un hombre se presentó en el lugar y fue detenido inmediatamente. Se identificó al hombre como propietario del arma y se realizaron las diligencias pertinentes para abrir el proceso de investigación. 

 

El arsenal 

 

En la escena de los hechos, los agentes tardaron un rato en hacer el inventario de todo lo que habían dejado tras de sí en la huida. Se recogieron más de 140 vainas de cartuchos disparados, más el resto de la munición preparada para ser usada de la que contabilizaron 237 cartuchos. Además decomisaron 12 señuelos de palomas y tórtolas, que se encontraban ubicados en una zona cercana, que había sido cebada con maíz. En total los agentes contabilizaron 41 piezas abatidas y cobradas, de las cuales había 38 palomas torcaces -Columba palumbus-, y 3 palomas bravías -Columba livia-. Una nevera, sillas, fundas de armas y más material fue igualmente incautado por los agentes.