Pasar al contenido principal
En Palencia

Un cazador, ingresado de gravedad por el disparo accidental de un compañero

Un cazador ha resultado herido este pasado sábado 17 de agosto, en Palencia, tras recibir de forma accidental el disparo de un compañero. Según las últimas fuentes, se encuentra ingresado de gravedad.
Cazador herido Palencia Ambos compañeros, asturianos, se habían trasladado a Palencia a cazar estos días.

El suceso ocurrió durante una jornada cinegética en un coto de la comarca palentina de la Valdavia, alrededor de las 19:30 horas de la tarde del citado sábado 17. El herido, de 73 años, fue alcanzado por el impacto de la escopeta de su compañero de cacería. 

 

El autor del tiro accidental, de 60 años y amigo del afectado, hirió a su compañero en el costado izquierdo, en el pecho y en un ojo. Nada más producirse el accidente, los Servicios de Emergencia del 112 fueron alertados y se trasladaron a la zona. En un primer momento, el cazador fue atendido en un centro de salud de un municipio próximo. Tras la valoración inicial de su estado, los médicos decidieron trasladarle al Hospital Río Carrión de Palencia, donde aún permanece ingresado grave.

 

Los dos cazadores son naturales de Asturias. Según informa El Norte de Castilla, se encontraban junto a varios compañeros más cazando estos días por la zona. Se alojaban en un hostal en Buenavista de Valdavia.

 

Por el momento, la Guardia Civil está investigando un posible caso de imprudencia grave y ha tomado declaración tanto al autor del disparo fortuito como al resto de personas que estaban presentes en la cacería, así como a la propia víctima. Las diligencias llevadas a cabo por la Benemérita  se pondrán a disposición del Juzgado de Carrión de los Condes, que es el encargado de instruir el caso.

 

Fallecido en Teruel

 

Se trata del segundo suceso reciente donde un aficionado resulta herido durante la acción de caza. El otro accidente tuvo lugar hace aproximadamente una semana en la provincia aragonesa de Teruel, en Jorcas.

 

Esta vez, el cazador terminó falleciendo a causa del disparo fortuito de un compañero casi a bocajarro, justo cuando estaba desmontando su arma para terminar el día. Ambos se encontraban pasando una jornada codornicera cuando se produjo el percance.

 

Varias unidades médicas se trasladaron a la zona del suceso, pero poco se pudo hacer por la vida de Miguel G.E., que terminó falleciendo. Según las informaciones de última hora, A.C.P., el compañero del cazador fallecido, ha quedado en libertad con cargos. Así lo ha decretado el magistrado encargado de la instrucción después de que pasara a disposición judicial después del accidente.