Pasar al contenido principal
En Castilla-La Mancha

Segunda ronda de contactos de #LaCazaTambiénVota con los partidos que concurren al 26M

La campaña #LaCazaTambiénVota en Castilla-La Mancha afronta su semana final con una segunda ronda de contactos con los partidos, en este caso con los candidatos.
Caza Castilla-La Mancha La Federación de Caza de Castilla-La Mancha afronta la última semana de su campaña #LaCazaTambiénVota.

El objetivo es que PSOE, PP, Ciudadanos y VOX puedan firmar el documento “Una apuesta real por la caza”, de forma que vinculen sus promesas electorales a una serie de objetivos concretos, viables y medibles una vez que accedan a la Administración.

 

La campaña #LaCazaTambiénVota es una iniciativa coordinada por la Federación de Caza regional en colaboración con Aproca Castilla-la Mancha, ADEMAC y que cuenta, además, con el apoyo de la Fundación Artemisan.

 

Desde que se puso en marcha la campaña, los representantes del sector cinegético han mantenido encuentros con los partidos a nivel técnico para trasladarles sus propuestas, de forma que las mismas puedan tener cabida en sus programas electorales y puedan ser ratificadas por escrito por sus candidatos. El objetivo es que esta semana, en la que concluye la campaña electoral, se puedan llevar a cabo esas firmas.

 

Una apuesta real por la caza

 

En el ámbito normativo, solicitan una modificación consensuada de la Ley de Caza así como de su desarrollo reglamentario; la paralización del borrador de la ley de Bienestar Animal hasta que se alcance un acuerdo al respecto también con el sector cinegético.

 

Asimismo, #LaCazaTambiénVota apuesta porque la defensa institucional del sector se refleje en medidas como la creación de un Instituto Regional de Caza y pesca, el impulso a Fercatur y el aumento del peso de la caza en la televisión autonómica.

 

Además, se solicita que la comunidad se sume al proyecto de la licencia interautonómica de caza; que el Gobierno regional apoye la caza social e impulse la figura del cazador formado; y que se cree un grupo de trabajo –con participación del sector cinegético- que defiende la implantación en la nueva PAC de medidas agroambientales con medidas destinadas a proteger las poblaciones de aves ligadas a medios agrícolas.

 

 

El control de predadores es otra de las claves, con avances en la profesionalización del sector y en la flexibilización de la normativa en lo referido a los periodos de control. Todo ello sumado a la investigación en la homologación de nuevos métodos de captura.

 

Por otra parte, el sector solicita una revisión de los periodos de veda de la comunidad, entendiendo que deben coordinarse en España a través de la Estrategia Nacional Cinegética y tener en cuenta, al menos, los que aplican las comunidades limítrofes.

 

La defensa activa de actividades cinegéticas tradicionales como el silvestrismo, la caza con galgos y la perdiz con reclamo, entre otras, se incluye también en el documento.

 

Caza Castilla-La Mancha

 

En el campo educativo, el sector de la caza pide que la actividad de la caza llegue a los centros educativos a través de los programas de Educación Ambiental. Otro de los pilares es el establecimiento de sistemas de coordinación de los agentes de la autoridad del medio rural y la mejora de la su colaboración y diálogo con el sector.

 

Otro aspecto incluido en el documento es la reducción de la carga burocrática que soporta la caza. A esto se suma la reclamación de que la Junta lleve a cabo una inversión extraordinaria en el sector que alcance al menos el 10% de la aportación fiscal que realiza anualmente, que se estima en unos 57 millones de euros.

 

#LaCazaTambiénVota en Castilla-La Mancha pide también el desarrollo de programas formativos y medidas de apoyo e incentivación adaptados al sector cinegético.

 

Datos del sector

 

Hay que recordar que el sector de la caza genera en Castilla-La Mancha 634 millones de euros y 23.550 puestos de trabajo, según desvela el informe ‘Evaluación del impacto económico y social de la caza en Castilla-La Mancha’, elaborado por la consultora Deloitte y la Fundación Artemisan.

 

El informe señala que en 2016 Castilla-La Mancha expidió 106.406 licencias de caza. Además, los agentes cinegéticos de la región realizaron un gasto de 604,3 millones de euros. En total, este gasto generó 634 millones de euros de Producto Interior Bruto (PIB) en Castilla-La Mancha, que representa el 1,7% del PIB de la región.