Pasar al contenido principal
OSO PARDO IBÉRICO

Los 400 ejemplares de oso pardo que habitan España unen las poblaciones occidental y oriental

Hasta ahora hablábamos de la población de osos del Cantábrico -u occidental- y la población de osos pirenáica -u oriental-, pero al parecer ya se puede hablar de una única “población continua” en la península ibérica.
Hembra de oso con su cachorro. / Fotografía: Fundación Oso Pardo Hembra de oso con su cachorro. / Fotografía: Fundación Oso Pardo

Desde que comenzaron a aunarse esfuerzos para la recuperación del oso pardo en la península ibérica y se pusieron en marcha todos los proyectos destinados a favorecer la proliferación de la especie, los resultados obtenidos son plenamente satisfactorios y en la actualidad se tienen contabilizados en torno a 400 ejemplares en total. Hasta ahora las poblaciones de osos se encontraban divididas en la zona de la Cornisa Cantábrica, conocida como la población occidental de oso pardo ibérico, y la de Pirineos, o población oriental

 

Las desigualdades en el crecimiento de ambas poblaciones han sido notables, teniendo un resultado muchísimo mejor la de la región Cantábrica, que en la actualidad alcanza los 350 ejemplares y continúa su expansión. En cambio la población de los Pirineos ha tenido una evolución notablemente más lenta y dificultosa, llegando tan solo a los 50 ejemplares. No se conocen muy bien las causas de la brecha que existe entre el crecimiento de ambas poblaciones, pero su expansión territorial continúa y tal y como anunciaba el presidente de la Fundación Oso Pardo (FOP), Guillermo Palomero, “los dos grupos de oso antes separados, uno en la parte oriental y otro en la occidental, ya están unidos y se puede hablar ya de una población continua”. 

 

Para la FOP se trata de buenas noticias, ya que esto supondría una nueva oportunidad  y un nuevo abanico de posibilidades de recuperación de la población de osos en la parte oriental de la Cordillera, aunque no se ha olvidado de reseñar que ahora toca “gestionar adecuadamente este crecimiento en la población del oso pardo”.

 

Combinación de proyectos

 

En la actualidad se encuentran en vigor y pleno desarrollo hasta 6 proyectos diferentes orientados a la recuperación del oso pardo en la península ibérica. En julio de 2014 se puso en marcha el Proyecto LIFE “Conservación del oso pardo en Cataluña: contribución a su viabilidad en un entorno rural favorable” –también conocido como Piroslife–. LIFE Natura 2000 + Oso “Vivir en Red Natura 2000, vivir con osos en dos subpoblaciones pequeñas y amenazadas” es un proyecto de gobernanza e información medioambiental que empezó en julio de 2017 bajo la coordinación de la Fundación Oso Pardo junto con la Fundación Patrimonio Natural de Castilla y León como beneficiaria asociada y durará hasta junio de 2020.

 

El proyecto “Desfragmentación de hábitats para el oso pardo en la Cordillera Cantábrica” está siendo desarrollado por la Fundación Oso Pardo entre agosto de 2013 y diciembre de 2016 en el corredor interpoblacional, entre las dos subpoblaciones de oso pardo cantábrico. El Proyecto LIFE Oso Courel “Actuaciones para favorecer la expansión del oso pardo a nuevos territorios en la Serra do Courel (Galicia, España)”, se está desarrollado bajo la coordinación de la Fundación Oso Pardo desde julio 2017 y hasta diciembre 2020  junto con la Xunta de Galicia y Asociación Galega de Custodia del Territorio como beneficiarios asociados. El Proyecto LIFE + Corredores Oso ha sido desarrollado entre 2009 y 2011 por la Fundación Oso Pardo (FOP) con el objeto de favorecer la conectividad entre las dos subpoblaciones de oso pardo cantábrico y reforzar el papel como corredor del área de Leitariegos (Asturias-León).